Islas Canarias

Investigador Eugenio Fraile: «Mucho de lo que aprendimos en El Hierro se puso en práctica en La Palma».

Una foto espectacular del volcán Tagoro, que comenzó a hacer erupción cerca de La Restinga el 10 de octubre de 2011.

Hoy se cumple el décimo aniversario de la erupción del volcán submarino El Hierro. Cuando el sismómetro IGN registró la erupción volcánica alrededor de las 5 a.m. del 10 de octubre de 2011, las primeras horas eran inciertas y era imposible determinar si la lava, el fluido hidrotermal o el gas brotaron del fondo del océano. Origen del magma. La actividad volcánica duró 80 días, pero si tenemos en cuenta la actividad sísmica anómala que se inició en la isla el 19 de julio de 2011 y estuvo acompañada de deformaciones del terreno, duró 147 días. Este es el segundo brote en las Islas Canarias. Segundo lugar entre los materiales emitidos: 329 millones de metros cúbicos, solo superado por Timanfaya, de cinco años, con mil millones de metros cúbicos.

Pero a diferencia de Lanzarote o actualmente en La Palma, el volcán Tagoro tiene consecuencias nefastas bajo la lava, como la pérdida de edificios, tierras de cultivo y actividad económica. El volcán Tagoro se encuentra debajo de Maldelas-Kalmas y debido a los enormes espacios verdes y verdes. Se formaron manchas marrones cerca de La Restinga durante varias semanas.

Tagoro movilizó a decenas de investigadores y rescatistas y se organizó una reunión de miembros del comité científico en Pevolce. Todas estas experiencias se utilizan ahora en La Palma.

La erupción de El Hierro se caracteriza por la liberación de productos piroclásticos y gases de diversos tamaños en cuerpos de agua, principalmente dióxido de carbono y sulfuro de hidrógeno. Las aguas del Mar de Las Calmas son un espacio marino protegido. Después de la erupción volcánica, la naturaleza del agua cambió y la vida a su alrededor se volvió imposible.

Las mayores víctimas de la erupción volcánica fueron los pescadores y los clubes de buceo, cuyas actividades fueron suspendidas durante seis meses. Sin embargo, debido a la fertilización por parte del volcán, posteriormente fueron recompensados ​​con una explosión de biodiversidad. Otros grandes beneficiarios son investigadores del IGN, Involcán, el Instituto Español de Oceanografía (IEO) o dos universidades canarias. Pudieron seguir la primera erupción submarina en tiempo real de principio a fin, publicaron numerosos artículos científicos y confirmaron que son la referencia a nivel mundial. «La exploración del monte Tagoro es única en el mundo», dijo a DIARIO Eugenio Fleur, explorador principal de la expedición al volcán. Es una de las personas que mejor sabe eso y también dirigió la investigación marina en La Palma.

Ramon Margalef explora el volcán Erreño.

El IEO jugó un papel importante durante esos 80 días, pero su trabajo no terminó el 5 de marzo de 2012 cuando Sewoltsa confirmó el final de la erupción submarina. Desde entonces, los proyectos de investigación (Vulcano, Vulcano 2 y Vulcana) han seguido y se están llevando a cabo. Décadas de investigación del IEO, la Universidad de Canarias y otros centros nacionales e internacionales son únicas en el mundo. “En diez años hemos realizado 30 expediciones a Hierro. En estos diez años ni un solo barco ha dejado de visitar El Hierro. Por supuesto que ahora estamos preparados para cualquier situación. Somos el líder en los Estados Unidos en la investigación de erupciones terrestres y submarinas. Gracias al volcán submarino Tagoro somos el líder mundial en publicaciones científicas y evaluaciones sísmicas ”, enfatizó Eugenio Fraile.

Cuando se les preguntó qué aprendieron de la erupción de Tagoro, Flair dijo: “Hemos aprendido mucho y no nos detenemos a publicar y seguir investigando. Muchos de los conocimientos adquiridos en El Hierro proceden de La Palma. Lo ponemos en práctica. Esto nos permite en IEO predecir y acelerar la exploración y muestreo de áreas costeras antes de que la lava llegue al mar. Sabemos que el ecosistema se restaurará incluso mejor que antes «.

Eugenio Fraile Nuez es investigador del Instituto Español de Oceanografía (IEO). | Dar

Los investigadores canarios insisten en que “la ciencia por sí sola no tiene sentido. La ciencia aplicada es fundamental. La ciencia del conocimiento es una ciencia que puede manejar crisis. Trabajamos con El Hierro y los responsables de la crisis que ahora ha estallado en La Palma. Cuando Tagoro termine trabajaremos en conjunto con los pescadores, buzos y la comunidad de Erreña para hacerles saber que el ecosistema se está recuperando y lo seguimos monitoreando hoy. Por otro lado, científicos de todos los medios y de todos los congresos científicos internacionales insisten en que Canarias es segura y El Hierro es segura, y están impulsando la vuelta del turismo y el buceo. Por tanto, la ciencia también juega un papel en la economía urbana «.

Cuando se le preguntó sobre la investigación en La Palma, Eugenio Fraile confirmó que «tiene sentimientos encontrados y el corazón roto». El Instituto Español de Oceanografía ha llevado a cabo una intensa investigación y observaciones en La Palma. El tiempo de turno es muy largo, “porque aún no es hora de dormir. Son muy estresantes durante 10 días. Pero como un colega en tierra que duerme todos los días. Muchas de las víctimas no durmieron durante dos o tres horas porque habían perdido su hogar ”, recuerda.

El buque oceanográfico «Ramon Margalef» fue visitado por 20 investigadores de diversas instituciones. “Esto nos permite tomar medidas una vez que la lava llega al océano y obtener los parámetros lo antes posible. Recolectamos un total de 3000 muestras, tenemos material para analizar varios parámetros durante dos a tres meses. y filtrar más de 500 litros de agua. Incluso lanzó un dron para tomar muestras de agua a una distancia de 5 metros del fregadero, una experiencia casi única en el mundo que solo se llevó a cabo en la Antártida.

Otra tarea pendiente es proporcionar datos en tiempo real al Comité Científico. “Con la ayuda de datos batimétricos, seguimos el desarrollo de la escorrentía, su profundidad, su distribución, así como las anomalías físicas y químicas en toda la columna de agua. Descubrimos que la columna de agua tenía incluso más de 250 metros de profundidad. A 500 metros de Fajana ”, dijo.

Confirmaron que la escorrentía de Fahana afectó a las especies pelágicas relacionadas con el suelo, no solo por la lava en sí, sino también porque arrastraron sedimentos en las laderas del fondo del océano. Hablamos de animales bentónicos (invertebrados, moluscos y especies animales) que están conectados al suelo, pero también de animales que viven en el embalse, “porque una gran cantidad de ceniza que se deposita en la superficie del agua no deja pasar la luz a través y tiene un efecto afectar a los organismos fotosintéticos (algas y cianobacterias). «Sin embargo, estamos seguros de que el ecosistema marino se puede restaurar después de una erupción volcánica», repitió.

Ángel Alvarino

La semana que viene los Ángeles Alvariño llegarán a Canarias para continuar las investigaciones sobre La Palma, incluido el robot no tripulado Lidocus 2000. Eso me gusta y podré tomar muestras de agua lo más cerca posible de la lava ”.
Pero antes de partir hacia Tazacorte, el barco se dirigirá a La Restinga, “porque tenemos una gran cantidad de instrumentos para obtener datos sobre el volcán durante seis meses. Si no hubiéramos dejado de visitar Restinga durante la pandemia, no nos hubiéramos detenido. ahora. Para los residentes de El Hierro está claro que el volcán Tagoro es un objetivo principal del IEO como sistema de vigilancia. Más importante aún, volveremos a aparecer este mes, que tiene 10 años, tal vez en un plazo más corto porque tenemos otras prioridades en La Palma.

Finalmente, Eugenio Fraile recordó: “Vivimos en un archipiélago volcánico y volverá a entrar en erupción. Así que la única forma de minimizar todas estas condiciones que ocurren en la tierra y en el mar es hacer ciencia «.» Todos estamos completamente devastados por lo que sucede en la tierra y en el mar porque es incómodo ver cómo las personas se quedan sin hogar y el ecosistema Es el colapso del proceso para predecir la situación, predecirla mejor y brindar a las autoridades la mejor información. Ese es nuestro principal objetivo ”, concluyó el investigador de IEO.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *