Islas Canarias

El agua de la zona de alcantarillado es apta para el consumo humano.

El control se lleva a cabo midiendo en los tanques de agua potable contribuyentes y respaldado por análisis de laboratorio.

Ese Ministerio de Sanidad de Canarias El lunes se informó que hasta el momento se han procesado más de un centenar de muestras de agua de zonas limítrofes con zonas afectadas por la erupción volcánica. Pico viejoY el análisis muestra que es apto para el consumo humano.

El ministerio dijo en un comunicado que los inspectores de salud se han coordinado con los municipios y las empresas de gestión para monitorear la calidad del agua a través del monitoreo diario como parte de la estrategia inmediata de aguas residuales de La Palma.

Estas medidas de control se han implementado desde que comenzó el brote. Se recolectaron muestras de áreas afectadas por la erupción en Tazacorte, Los Janos de Aridane y El Paso, así como de pueblos e islas al este. Por ejemplo Santa Cruz de la Palma, Punta Rana, Breña Baja, Mazo, Tihalafi y Fuencaliente en el norte y sur.

Se toman muestras en estos últimos puntos para obtener puntos de pivote o compararlos con elementos en áreas afectadas por erupciones volcánicas.

En los municipios de Tazacorte, Los Llanos de Aridane y El Paso se monitorea diariamente la calidad sanitaria del agua, así como la infraestructura de almacenamiento y distribución.

En la entrada del tanque de agua potable, las medidas de control se miden y se respaldan con análisis de laboratorio.

Se han establecido puestos de control ascendentes, principalmente en Hermosilla y Tajuya (Los Llanos de Aridane), La Montagnita (El Paso) y Las Rozas (Tazacorte). Las redes de distribución y los puntos de pago se controlan de la misma forma.

En el análisis de muestras de agua potable se utilizan parámetros e indicadores sensoriales (olor, sabor, color) así como la composición físico-química (pH, conductividad, turbidez, temperatura y contenido de desinfectante). Si se detecta una anomalía, se complementan con indicadores microbiológicos.

Además, cada semana se envían muestras a los laboratorios de la Red de Laboratorios de Salud Pública del Servicio Canario de Salud para analizar un abanico más amplio de propiedades físicas y químicas, de las que ya se han analizado unas 20.

Estos análisis determinan la concentración de elementos metálicos, cationes, aniones, hidrocarburos y otros parámetros o indicadores (por ejemplo, índice de Langelier).

El comunicado del departamento de salud señala que todos estos controles son monitoreados activamente y que el consumo de agua en la red de suministro de agua es ahora completamente seguro y las medidas de control aún están en curso para que las personas sean notificadas en caso de accidente. inmediatamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *