Islas Canarias

La desaladora para riego de la isla de La Palma se pondrá en funcionamiento el próximo fin de semana.

El consejero de Transformación Ambiental del Gobierno de Canarias, José Antonio Valbuena, anunció este martes que dos desaladoras portátiles que se instalarán en La Palma permitirán el riego bajo las erupciones volcánicas de Ferma. La próxima semana.

En rueda de prensa a la que asistió Mariano Hernández, presidente del Cabildo, el consultor manifestó que tienen la opción de bombear a la red 2.800 metros cúbicos de agua diariamente, además de los petroleros despachados por el gobierno central. De la península.

Sin embargo, Valbuena aclaró que esta agua de riego se utiliza para «mantenimiento» para asegurar la «supervivencia» de las plantas, no para su crecimiento. Se trata de un «trabajo de emergencia» para que la empresa pueda garantizar las actividades futuras.

Señaló que «esta es una tarea muy difícil», pero gracias a los «esfuerzos» de las instituciones, las empresas privadas y los propios agricultores, los plazos de entrega se están reduciendo significativamente, inicialmente en seis meses.

A medio plazo también se habían planteado otras soluciones, como la construcción de nuevos oleoductos y oleoductos o el cierre del circuito hidráulico que conecta la zona de El Remo con la zona sur de la isla, pero «llevará varios meses». . «

La consultora también señaló que se realizó un «seguimiento diario» del proyecto porque «no son fáciles y el caudal es grande» para intervenir en la producción de pozos de captación de agua en caso de problemas.

Señaló que la supervisión del proyecto había sido encomendada a los técnicos del ITC (Instituto Técnico de Canarias), destacando que estaban trabajando «en dos turnos» y «de forma continua» para la puesta en marcha de la desaladora.

También dijo que con el cierre de la central nuclear de Puerto Naos, las condiciones de trabajo no son las ideales, «esa es otra dificultad».

Hernández Zapata comentó que la puesta en marcha de estas plantas desaladoras fue un modelo de «músculos» para que el gobierno responda a las necesidades de los agricultores y sostenga la producción futura.

“Haz lo imposible”, dice Hernández Zapata.

Agradeció al ITC, Endesa, los proveedores, el Consell Insular del Agua y la comunidad de regantes que han proporcionado bombas y pozos en la zona por su labor en lograr lo “imposible” cuando el riego puede comenzar en menos de dos semanas.

También siempre ha apoyado el cierre del anillo de agua en beneficio de otras áreas degradadas y elogió los «fondos fuertes» que el gobierno de Canarias y el estado han proporcionado para la reconstrucción de La Palma.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *